jueves, 27 de julio de 2017

MENÚ DEL DÍA: Sopa fría de guisantes con menta, Flan de sémola especiado con albóndigas vegetales, tomate fresco y aceitunas. POSTRE: Helado de frutas tropicales con cobertura de mango

         ATARDECER Y LA  LUNA DE AYER 

Siempre digo, que la persona que busque platos elaborados, llenos de salsas, con aderezos grasos y con mucha sal, ha entrado en un blog que puede que no le atraiga y sufra una decepción cuando prepare estas recetas; porque en esta ventanita prima ante todo la sencillez; el acopio de sabores auténticos es el tema principal; y en el que la salud es la parte más importante a tener en cuenta, mucho, pero mucho antes que el sabor.


Para 1 ración de esta sopa; simplemente herví durante 9 minutos, 135 gramos de guisantes congelados en agua con un poco de sal que apenas los cubriera; cuando estaba a punto de terminar este tiempo agregué 2 hojitas de menta fresca y un par de golpes de molinillo de pimienta blanca. Los saqué del fuego con la olla cubierta, dejé que infusionara la menta 5 minutos y luego agregándole una cucharada de buen aceite de oliva, lo batí todo en la procesadora; y dejándola templar la metí en el frigorífico por espacio de 2 horas. Suave y llena de nutrientes. 


Para el segundo plato, puse a hervír agua con un poco de sal, comino molido, ajo, cebolla y perejil deshidratados, y 3 centímetros de alga Wakame. Cuando alcanzó el punto de hervor, la agregué encima de 50 gramos (peso en seco) de sémola mediana o cuscús que tenía preparada en un recipiente; dejé que reposara 5 minutos y luego con un tenedor la entremezclé dándole forma en un molde o flanera, depositándola suavemente en el plato a servir. 
Asimismo freí 3 minutos por lado, 4 albóndigas ovo-vegetarianas compradas en Lidl (tengo que decir que me gustaron mucho; quizás las mejores que he probado hasta la fecha, así que os dejo foto), y las deposité en el plato junto con la sémola y medias lunas de tomate fresco con aceitunas griegas.


Y menú terminado... uisss que digo!!! para nada terminado, y sino ved abajo... 


Que bien viene en verano un helado después de comer; un@ siente que la frescura entra desde su boca hasta el estómago.
En cuanto al sabor; aisss amigos, tiene que ser de muy mala calidad para no encontrarlo delicioso ¿no creéis?

 Ñammmm poco duró... mecachisssssss :)))))))))))))))))))))

Recetas, preparación y Fotos para este blog: Conxita

2 comentarios:

  1. Todo eso del falta de sabor ¡paparruchas diría yo! Y en cualquier caso quedaría mitigado por el color que le aporta el entorno y por tu calidez.
    Me alegra ver que todo sigue igual de bello que siempre y que estás bien, últimamente ando muy desconectada.
    Besiños y feliz verano!

    ResponderEliminar
  2. Jaja, MILIA... pero que alegría leerte chiquilla!!!
    Yo tampoco entro en muchos blogs; y soportando el calor como puedo como cada verano que ya es mucho.
    Pues nada, me quedo con lo de que el color y la calidez, superan al sabor, jaja
    Gracias amiga; un placer como siempre verte por aquí
    UNA ABRAZO ENORME Y ESPERO QUE PRONTO NOS PONGAS PUBLICACIÓN DE TU ULTIMO VIAJE, PORQUE DIGO YO... ALGUNO HABRAS HECHO VERDAD?
    Hasta pronto querida :))).

    ResponderEliminar