lunes, 1 de mayo de 2017

ESQUEIXADA DE BACALAO AL ESTILO DE MI MADRE.


Mi madre era una mujer muy sencilla. Había aprendido las 4 reglas en el colegio, y familiarmente lo justo, debido a la precariedad económica que dominaba en casa de mis abuelos que no facilitaba la vida en ningún aspecto. Aún así era trabajadora, pulcra, ordenada, metódica y decidida; y en cuanto a cocina, se esmeraba para que sus platos aunque sencillos quedaran bien, y las personas que se sentaran en torno a su mesa disfrutaran de ellos.
Recuerdo con agrado, cuando a la hora de la comida, presentaba  de vez en cuando una fuente con la típica ESQUEIXADA catalana. Un plato que mi padre disfrutaba especialmente, y que a ella la hacía muy feliz, pues el bacalao era uno de sus pescados favoritos.
Ayer llegué acalorada después de pasear con Pucky, y se me antojó preparar este plato que tenía semi olvidado hasta que hace unos días lo recordé, y compré una bandejita de bacalao desalado a punto de preparación.
Lo hice al estilo de mi madre, es decir sencillamente pero con ingredientes frescos y de calidad.
Para ello escogí 2 tomates de pera canarios rojos en su punto de madurez; 1/2 cebolla morada de Figueras, aceite de oliva extra virgen (comprado en Lidl; a mi me gusta mucho este aceite) y por supuesto 3-4 trozos medianos de bacalao desalado sin piel ni espinas.
Rallé los tomates desechando la piel; corte a pedacitos minúsculos la cebolla morada, y deshilaché ("esqueixar" en lengua catalana) el bacalao con los dedos limpios.
En una ensaladera mediana puse el tomate rallado, le agregué una pizca de sal (muy poca porque el bacalao ya lleva la suya); un buen chorreón de aceite de oliva extra-virgen, lo mezclé bien y añadí la cebolla, volví a mezclar y puse el bacalao deshilachado. Una vuelta más con cuchara, unas aceitunas negras de Aragón por encima, y lista para enfríar 20 minutos y comerla acto seguido.
Me supo a gloria amig@s, que frescor en boca y que sabor tan rico y veraniego. Una clara (cerveza y bebida de limón con gas) acompañando, y Diossss que afortunada me sentí.
Con mi ESQUEIXADA os dejo; disfrutadla aunque sea solo con la mirada, es otra forma de comer sin abrir boca; y también tiene su recompensa porque puede motivaros a prepararla ¿no os parece?
UN ABRAZO QUERID@S :))))



Cuando el mundo descubra que la FELICIDAD radica en el instante, en el momento lleno de matices, en la observación y valoración de la Naturaleza, en la compasión y la no crítica, en la paz interior y el agradecimiento; y trabaje para lograr que su entorno crezca hacia la PAZ, entónces, solo entónces empezaremos a vislumbrar lo que llamamos AMOR.
Conxita B.


Receta de mi madre Teresa.
Preparación y Fotos para este blog: Conxita

8 comentarios:

  1. Muy rica esta esqueixada, la vamos a preparar así la próxima vez que la hagamos, rica rica de verdad.
    Besos
    Joan i Sara

    ResponderEliminar
  2. JOAN Y SARA...
    No creo que os decepcione esta recetita.
    UN ABRAZO AMIG@S, tengo que visitaros, pero ando atareada y si quiero seguir con el blog ya no doy para más.
    Hasta pronto!!! :)))))))))))))

    ResponderEliminar
  3. Buenísima!! Tambíen la hago así, compro el bacalao en el Mercado de Tortosa y lo desalo en casa, los tomates "rosa" de Aragón, y el aceite de Valjunquera y las cebollas de Fuentes de Ebro... me encanta este plato. Gracias por recordarmelo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. QUERIDA MONSE, no sabes cuanto me ha alegrado leer tus ingredientes; alguno desconocido para mi, supongo que por región.
    UN ABRAZO GUAPA, A POR ELLA QUE ESTABA ESTUPENDA ESTA ESQUEIXADA!!!

    ResponderEliminar
  5. con el tomate rallado que original que es esta esqueixada ,siempre hay cosas que recordamos de las madres de la niñez mientras mas años examos mas nos acordamos
    muchisimos besos guapa

    ResponderEliminar
  6. DOLORES, es cierto eso que dices; cada vez me acuerdo más de mi madre, e incluso hago y digo cosas que ella decía.
    En fin no esta mal que nos ocurra eso ¿verdad? en cierta manera es un homenaje
    CUÍDATE GUAPA :)))

    ResponderEliminar
  7. Mi querida Ternura cuando leí tu última entrada vi que en esta nombrabas a tu madre, fue suficiente para venir aquí. Imagino todo el cariño de ese recuerdo para preparar la esqueixada de bacalao. Por cierto me has enseñado el significado de esta palabra bellamente sonora.
    Entonces, si no he entendido mal, el bacalao va crudo? Me apetece mucho hacerlo pues adoro el bacalao en las diferentes recetas. Ya me pasaré para leer tu respuesta querida amiga muchas gracias y mil besos 🌼🌻🌺

    ResponderEliminar
  8. MI NIÑA VENECIANA!!!
    Cuando has dicho "bellamente sonora", no se porqué me has recordado a nuestro amigo ERNESTO, jaja, siempre tan poético y escribiendo frases tan llenas de imaginación.
    En fin guapa, celebro que esta esqueixada te guste; y por cierto pues sí, el bacalao esta tratado en crudo con sal y luego desalado; yo ya lo compro al punto de sal; pero antiguamente se le daba varias aguas frescas y se le dejaba unas horas hasta que catándolo lo encontraras perfecto; es decir ni muy dulce ni muy salado así lo hacía mi madre
    BESITOS TESORO, CUÍDATE Y YA ME DIRÁS QUE TAL TE HA SALIDO <:))))

    ResponderEliminar